Beneficios de masticar chicles de productos vending

Resultado de imagen para productos vending

Muchas personas mastican goma de mascar en la boca mientras caminan, conducen o se sientan en algún lugar para evitar el mal aliento o satisfacer el deseo de algo dulce sin pensarlo mucho. Pero, si te paras a pensarlo, te das cuenta de que masticar chicles de productos vending tiene muchos otros beneficios increíbles.

Por supuesto, como la mayoría de las cosas en la vida, masticar demasiado chicle puede causar problemas. El exceso de goma de mascar puede causar migrañas en adolescentes. Sin embargo, numerosos estudios han relacionado la masticación moderada de las encías con una serie de beneficios sorprendentes.

Sorprendentes beneficios de masticar un chicle de productos vending

Masticar chicle ayuda a mejorar los hábitos alimenticios y a controlar el peso

Un estudio demostró que las personas que masticaban chicle después de almorzar tenían menos ansias de comer más tarde en el día. También eran menos propensos a comer alimentos con alto contenido calórico si habían masticado chicle una vez por hora durante tres horas después de almorzar. Entonces, aunque masticar chicle no derrita automáticamente las libras, evitará los antojos de comida, ayudándole a comer menos y a controlar su aumento de peso.

Masticar chicle ayuda a mejorar la memoria y el rendimiento cognitivo

Se ha demostrado que masticar chicle aumenta el flujo de sangre al cerebro por 25 a 40 por ciento. Un aumento en el flujo de sangre al cerebro produce un aumento en la cantidad de oxígeno administrado al cerebro, lo que a su vez aumenta la eficiencia de la función cerebral. Las funciones cognitivas como la memoria, la concentración y los tiempos de reacción mejoran cuando las personas mastican chicle.

Masticar chicle ayuda a liberar energía nerviosa y combatir el estrés y la ansiedad

Los psicólogos han sabido por años que masticar chicle ayuda a aliviar la tensión y liberar energía nerviosa al reducir la hormona del estrés cortisol en el cuerpo. Cuando muerdes un chicle en situaciones de carga emocional, es probable que te sientas más tranquilo y más alerta. En realidad, masticar chicle puede ser un buen sustituto de los hábitos nerviosos, como sacudir las piernas o morderse las uñas cuando te sientes ansioso.

Masticar chicle ayuda a mejorar la digestión

Aunque masticar chicle no ayuda directamente a digerir los alimentos, mejora el rendimiento de su sistema digestivo. La forma en que lo hace es estimulando el flujo de saliva en la boca, que a su vez promueve una deglución más fácil y activa los procesos digestivos, incluido el flujo de bilis y otros ácidos y enzimas útiles que digieren los alimentos. Cuando masticas chicle después de una comida, estos químicos digestivos se liberan y ayudan a evitar la indigestión.

Masticar chicle ayuda a aliviar el reflujo ácido y la acidez estomacal

Masticar chicle después de las comidas también alivia el reflujo ácido y otros síntomas de acidez al reducir el ácido en el esófago. El aumento de la producción de saliva en la boca es para agradecer por esto. Sin embargo, evite masticar cuando no haya comido, ya que la producción de estos ácidos digestivos puede causar hinchazón.

¡Consigue estos beneficios al masticar un chicle de productos vending!

Deja un comentario